10 de diciembre de 2012

Guiño fatal



Bastó un parpadeo para consumar la transformación. Tras soportar varios años de abusos y vejaciones pasó de víctima a victimaria en un abrir y cerrar de ojos. Ahora se encarga de que la vida de aquellos que ceden a sus encantos jamás vuelva a ser la misma.

No hay comentarios:

Publicar un comentario